jueves, 28 de octubre de 2010

La Forja de un Gerente I


'Encuentro decisivo'

'Voyage, voyage, dans tout le royaume'

Ante la Corte Suprema de los Planetas del pequeño sistema Fritigernín, en la galaxia NGC 4414, el joven convicto conocido como Kakerlak Aufständischen (aunque su verdadero nombre es Chitín V33), se encuentra acongojado delante del Magistrado, del que va a oir la sentencia condenatoria:


- KAKERLAK AUFSTÄNDISCHEN, PRIIIIIIP PRIIIIIP PRIII!! POOOO POPOPO POOOO PRIIIIIIP.
GRAkAAAAAAAAAA. TUCU TUCU PUUUUU PRIIIIIIP. KIKIKIKIKI PRIIIIIP. MEEEE GUILIGUILI PUUUUUU?
- GAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAA!!!!! TUCU TUCU PUUUUU PRIIIIIIP, GAAAAA....
- GOLOGANEK PRUIP, KAKERLAK,...TUCU TUCU PUUUUU PRIIIIIIP.


N. de la G: Pedimos disculpas por el error tipográfico. Pasamos a transcribir el párrafo al Castellano:

- Kakerlak AUfständischen, ha sido declarado culpable. Por el poder que el pueblo me otorga debo comunicarle la sentencia: Le condeno a vagar por el universo indefinidamente transformado en haz de luz. La sentencia se ejecutará de inmediato.
¿Quiere decir algo antes de que le transformemos?
- Nooooo. Vagar indefinidamente, nooo...
- Debiste pensarlo antes de usar el decolorante, Kakerlak,... Vagar indefinidamente.

***

- Eres un cometa muy raro - comentó la estrella.
- No soy un cometa. Soy un Fritigerniano condenado a vagar por el universo transformado en haz de luz.
- Qué castigo tan cruel... ¿por qué te condenaron?
- Tan sólo devolví el color gris a las nubes que los empleados del gobierno coloreaban de dorado y lila, de plateado y púrpura.
- Ah, ya entiendo,... el color gris de las nubes entristece mucho a la gente.
- Las nubes no tienen la culpa de la tristeza de la gente. La gente lleva la alegría o la tristeza en su corazón.
Yo solo pensé que sería hermoso ver a las nubes tal y como son.
- Te comprendo. Lamento mucho tu triste destino, pero ahora debo ocuparme de que estos planetas orbiten
a mi alrededor. Mucho ánimo en tu viaje.
- Te seguiré viendo de lejos. Tu luz es muy intensa.

***

- Hola Bípedo Plumado... no sabía que en tu planeta hubiese tantísima luz... ¿no tenéis nubes?
- Cooooooc.
- Ya entiendo, ya. Siento haber roto el tejado de vuestra vivienda. Te ayudaré a reconstruirla ¿Cómo pudiste clavar estas maderas si no tienes manos?
- Cocorocoooooooc
- Es que al tomar contacto demasiado tiempo con vuestra atmósfera volví a mi forma de Fritigerniano y caí sobre tu casa. Es extraño, debió ser algo en el aire.
- Coocoocoooo coooo cooooo.
- Es increible que vuestra especia haya podido construir esta vivienda... ¡Los habitantes de tu planeta son increibles!
- Cooocoricoooooo coco coooooco.
- ¿te has atragantado con algo? Ah! no, es tu forma de comunicarte. No hay problema. Creo que tienes hambre. Toma un poco de grano. Lo tostaré un poco emitiendo calor con mis manos.
- ¡¡¡Cooooc!!! (Pic, pic, pic)
- Te gusta ¿eh? En mi planeta siempre decimos que quién da de comer no puede ser mala persona... espero caerte bien a partir de ahora.
- Coooooroooooo
- Creo que ya puedo salir a la calle. Mis ojos se han acostumbrado a la luz. ¡Ah! ¡¡Qué nubes tan hermosas!! Hasta luego, Bípedo Plumado.